La vida sigue igual.


Una vez mas, aquí estoy para contaros lo mismo de siempre.
Una carrera aburrida en un circuito de "pasta gansa" y en la que gana el mismo de siempre.
Es apabullante y vergonzoso el dominio del coche de Vettel...Acojonante.